miércoles, 23 de octubre de 2013

CAMILLE CLAUDEL, VICTIMA DE SU GENIO


 ...no quede yo para siempre en esta nada con barrotes que es la prisión de locos, donde mi madre y todos ustedes me han confinado, por haber tratado de ser Camille y mujer, Camille y artista, Camille y amante y libre. (Carta de Camille a su hermano)


Camille Claudel
Esta semana se cumplen 70 años de la muerte de Camille Claudel. Con un talento y una creatividad desbordante, su vida fué igual de dramática que fascinante. Victima, del amor, de la incomprensión de su familia y de la sociedad misogina y envidiosa de finales del XIX. Camille naufragó en su empresa de ser mujer, artista y libre.
 



Camille con catorce años

Las fotografías descubren una mujer de deslumbrantes ojos verdes con aura dorada y una infinita tristeza. Hija de una familia pequeñoburguesa, desde muy joven mostró gran facilidad para crear formas con sus manos. Trabajar y moldear todo tipo de materiales. Pero el talento natural no fue suficiente y buscó la maestría de la técnica en un taller.
Pese a que la familia se opuso al sueño de la hija de convertirse en artista, su hermano menor, Paul, escritor y único amigo, consiguió que sus padres autorizasen la entrada de su hermana en un taller. Y que fuera nada menos que en el de Auguste Rodin.

Camille als 20 anys
En aquella época, Camille Claudel rondaba los 20 años y se encontraba en la plenitud de su belleza y de la fuerza creativa. Rodin y su alumna se hicieron amantes inmediatamente. Y los tormentos amorosos no tardaron en llegar. No es sólo que él fuese un hombre casado y promiscuo, sino que incluso tenía una "amante estable", Rose Beuret, que se convertiría en gran enemiga y pesadilla recurrente en la vida de Camille. La relación duró casi diez años. Y los ataques de celos y peleas fueron públicos y constantes.
Ella aprendió rápidamente y Rodin le permitió participar en muchas de sus grandes esculturas. Aunque, temeroso de su personalidad y talento arrasadores, intentaba rebajar su protagonismo en el estudio. Camille dejó escrita en su correspondencia de la época que él se aprovechaba de ella, que las obras que presentaba como propias eran producto de su talento menospreciado.
Camille también fue modelo de Rodin

También hubo lugar para otros reproches. Por ejemplo, las vejaciones y humillaciones a las que le sometió Rodin, que solía exhibirse con otras mujeres delante de ella. Entre esta correspondencia hay una carta de Rodin, incluida en la exposición, en la que él deja por escrito la promesa, mil veces rota, de que ella sería la única mujer en su vida.
El vals

Sakountala
Obsesionada por el amor, Camille fue convencida por Rodin de abortar cuando quedó embarazada. De nuevo, le prometió que iba a abandonar a Rose Beuret. Todo fue mentira de nuevo y Camille, profundamente humillada, abandonó a Rodin. La artista, entonces, se encerró en su propio estudio y esculpió incansable cabezas de niños. La mayor parte de éstas fueron destrozadas inmediatamente. Los vecinos de su taller la oían aullar todo el día. Camille perdió su bellleza y su única relación fueron las decenas de gatos que vagabundeaban por el estudio.
Una tarde, tres enfermeros echaron la puerta abajo y le colocaron una camisa de fuerza. Por orden de su familia, fue ingresada en un sanatorio psiquiátrico próximo a París. Nunca más volvió a esculpir nada. Se le diagnosticó "una sistemática manía persecutoria acompañada de delirios de grandeza".
Camille el 1935
 Al final de su vida recuperó la cordura. Nadie la reclamó.


Escultures de Camille Claudel

Camille Claudel, querer morir de amor o no poder

Assotiation Clamille Claudel

Camille Claudel 1915, film de Bruno Dumont (2013)

1 comentario:

Eva Macià dijo...

Com sempre, una gran dona! gràcies per compartir totes aquestes biografies i ficar-les al mapa!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...